fbpx

Con este blog queremos ayudar a los propietarios de mascotas, mejorar la salud de sus animales domésticos y acompañarles en el difícil momento de su despedida.

Cómo quitarle las pulgas a un gato y cómo evitarlas

cómo quitarle las pulgas a un gato

Las pulgas son unos desagradables huéspedes de nuestras mascotas. ¿Cómo quitarle las pulgas a un gato?

Estos parásitos externos son unos pequeños insectos planos sin alas que se hospedan en su piel, y pueden resistir hasta seis meses fuera de un hospedador: sus larvas crecen en las zonas húmedas del suelo, y proliferan en entornos cálidos; la ctenocephalides felis es una de las pulgas más comunes en los gatos.

Conviene siempre acudir al veterinario si detectamos que nuestro gato tiene pulgas: es muy importante quitar las pulgas a los gatos y prevenir que las cojan, ya que son vectores de transmisión de enfermedades.

Cómo saber si un gato tiene pulgas

Debemos estar atentos a alteraciones de su comportamiento habitual, por ejemplo, si nos pide que le cepillemos muy a menudo, si no para de rascarse la cabeza o la base de la cola, si está incómodo, con pocas ganas de jugar, o más apático de lo normal.

Se puede comprobar utilizando cepillos antipulgas, ya que tienen las púas muy finas, y es posible ver las liendres, larvas o las mismas pulgas después del cepillado; también podrían apreciarse apartando el pelo del gato y observando su piel.

Un signo casi inequívoco es la aparición de caspa de color negro: los excrementos de las pulgas son de color negro, así que realmente lo que estaremos viendo serán las heces de las pulgas.

Remedios para quitar las pulgas a un gato

¿Cómo quitarle las pulgas a un gato? Ante todo, con mucha paciencia y con estos elementos:

Las pipetas contienen un líquido que mata a las pulgas: se aplica en la zona dorsal, para evitar que el gato se lo quite durante sus lavados.

Los collares antiparasitarios contienen insecticidas que repelen y matan a las pulgas, y lo normal es que su efecto dure unos tres meses.

Las pastillas tienen un efecto de un mes aproximadamente; existen pastillas que duran hasta seis meses, pero no se recomiendan porque pueden resultar agresivas para el sistema digestivo del gato.

Los champús antipulgas sirven de ayuda a los tratamientos anteriores, una vez que el gato ha cogido pulgas.

También hay remedios caseros para las pulgas en gatos, aunque su eficacia no está probada y puede entrañar algún riesgo. Son, por ejemplo, mezclar vinagre o aceites esenciales con el champú antipulgas, rociar al gato con una solución de limón en agua, o aplicarle una infusión de manzanilla impregnando un paño. En cualquier caso, lo mejor es recurrir a tratamientos testados.

Importante: los veterinarios no recomiendan el uso de aceites esenciales en cachorros.

Cómo evitar que los gatos cojan pulgas

  • Utilizar los collares, pastillas y pipetas como métodos preventivos.
  • Tener en casa plantas de lavanda o citronela, porque su aroma repele a las pulgas, además de mezclarlo con el champú.
  • Mantener la casa limpia y desinfectada: aspirar y lavar en lavadora los elementos con los que el gato suele interactuar.

Si el gato tiene pulgas, se sentirá incómodo y su salud podría estar en peligro, así que si notas que su comportamiento ha cambiado, acude inmediatamente al veterinario. Manteniendo un entorno higiénico y siguiendo las instrucciones de un veterinario, podremos ayudarle a evitar este problema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

¿Tienes dudas? Escríbenos y te las resolvemos.

    Últimas entradas