fbpx

Con este blog queremos ayudar a los propietarios de mascotas, mejorar la salud de sus animales domésticos y acompañarles en el difícil momento de su despedida.

Se me ha muerto el canario: qué hago

Se me ha muerto el canario

«¡Se me ha muerto el canario! ¿Qué debo hacer?». Si te has visto en esta situación, desde Adiós Mascota queremos contar qué debemos hacer en estos casos para dar nuestro último adiós a nuestros compañeros cantarines.

Cuánto suele vivir un canario

La esperanza de vida de los canarios es algo que depende de varias cosas; su alimentación, la temperatura o su forma de vida, son los factores que más importancia tienen. Si nos atenemos a las estadísticas, los que están en cautividad suelen vivir más tiempo que los que están libres, esto suele ser debido a la ausencia de depredadores y a que las enfermedades los afectan menos, ya que están mejor cuidados.

Los canarios en cautividad suelen vivir de 8 a 14 años, siendo los machos los menos longevos (de 7 a 12 años), aunque no es extraño encontrar ejemplares que llegan hasta los 18 años de vida. Por contra, aquellos que viven en libertad tienen una esperanza de vida de 5 a 10 años por las causas anteriormente descritas.

Qué hacer si tu canario ha muerto

Mucha gente dice «se me ha muerto el canario, ¿qué hago?». Lamentablemente, si nos encontramos en un caso de estos, tenemos 2 opciones: o llamamos a un servicio profesional de tanatorio de mascotas como Adiós Mascota o nos encargamos nosotros de enterrar a nuestro querido compañero.

Si somos nosotros los que queremos encargarnos de nuestra mascota muerta, vamos a ver cómo podemos despedirnos lo mejor que podamos de él.

1. El entierro

Todos los municipios tienen leyes con respecto a las mascotas que fallecen. Lo primero es enterarnos de cuáles son para ver las opciones que tenemos. Con respecto al entierro, debemos tener en cuenta las siguientes consideraciones:

  • Debemos evitar enterrar al canario muerto o a cualquier tipo de animal en un huerto.
  • La mayoría de municipios no permiten el entierro de animales debido a la poca profundidad de las aguas subterráneas.
  • En el caso de sí poder enterrarlo en nuestro jardín, si tenemos perros o gatos, el sitio donde enterrar al canario debe ser elegido de tal forma que nuestras otras mascotas no puedan desenterrarlo.

También, tenemos la opción de enterrar a nuestro canario en un contenedor, en vez de hacerlo directamente en la tierra. En estos casos debemos de asegurarnos de que no esté realizado con materiales tóxicos ni con plástico, mejor con cartón o madera.

Por otro lado, no estaría de más proteger algo su tumba, para ello podemos excavar al menos 60 cm, o podemos colocar piedras encima de ella. Así evitamos colapsos de tierra, y que luego un día, si alguien pisa encima de esa tierra, se hunda inexplicablemente el pie.

2. Conmemorar al pájaro

Pero si queremos despedirnos de nuestro canario como es debido, debemos conmemorarlo de alguna forma. Lo más sencillo es incinerarlo colectivamente, o si tenemos más presupuesto, podemos incinerarlo individualmente, para así recuperar sus cenizas.

Y en el jardín, podemos enterrar sus cenizas, dentro de la misma urna que te regalaremos. O podemos esparcirlas para expresar la libertad que el animal tenía vivo.

Podemos también hacerle una lápida. En ambos casos, una ceremonia de despedida puede ser una buena idea; nos ayudará a estar en paz con nosotros mismos, así como es una buena manera de homenajear a nuestro canario difunto.

3. Evitar la propagación de enfermedades

Lamentablemente, si nuestro canario ha muerto, es posible que haya sido debido a una enfermedad. Para evitar que nos contagie, debemos evitar tocarlo siempre con nuestras manos (unos guantes bastarían). En caso contrario, debemos ser muy escrupulosos y lavarlas bien posteriormente.

Canario

Si se me ha muerto el canario, además de todo lo expuesto, no podemos dejar de desinfectar aquellas zonas de la casa, o nuestra ropa, que haya podido tocar el canario. Por último, hay que considerar si el animal debe ser examinado (hay municipios donde se exige reportar las aves muertas en caso de epidemia). En caso de no querer o no poder enterrarlo, en Adiós Mascota nos encargamos de su incineración y te damos la posibilidad de organizar un velatorio para despedir a tu amigo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete por email

¿Tienes dudas? Escríbenos y te las resolvemos.

    Si quieres, puedes compartir este artículo:
    Share on facebook
    Share on twitter
    Share on whatsapp
    Share on email